• Daniela Morán

Lo que nadie te dice sobre emprender.


Es sencillo aventurarse y poner un negocio propio, claro, suena algo descabellado en un inicio pero ¿qué podría salir mal?.

La respuesta es todo. Todo podría salir mal y en esos momentos nadie te dice que hacer o cómo reaccionar. Seguramente cuando alguien escucha que alguien es emprendedor lo relaciona con éxito y alguien que tiene una seguridad de sí mismo impresionante mientras que esa no es necesariamente siempre la realidad.

  1. Tendrás que aprender a vivir con los constantes cambios.

  • Lo cierto es que tu empresa siempre estará en constantes cambios y tu producto y servicio jamás estarán listos siempre estarán evolucionando y cuando las cosas parezcan quedarse es tiempo de cambiar o hacer el famoso pivot.

  1. El jefe siempre trabaja más.

  • Llegarás antes que todos y serás el último en irte. Tendrás que estar al pendiente de cada departamento y asegurarte que todo salga bien.

  1. ¿Vacaciones? ¿Qué es eso?

  • Si es que llegas a tenerlas tu celular sonará constantemente y aunque trates de estar tranquilo siempre extrañarás el ritmo de tu vida agitada en la oficina.

  1. No siempre serás el que tenga el mayor salario.

  • Verás a tus amigos y pensarás si es mejor volverte un Godin, un sueldo mensual fijo y en cambio tú habrá días en los que te sentirás el siguiente millonario y otros días en los que necesites ir a comer a casa de tus padres porque no has hecho el súper en un par de semanas.

  1. Tu oficina será tu segundo hogar.

  • La mayoría del tiempo estarás ahí, incluso los domingos. Tu casa se convertirá en un hotel.

  1. Vas a fracasar más veces de las que quisieras.

  • El camino es un constante peldaño de fracasos y piedras. Pero cuando en verdad pruebes el éxito sabrás que cada uno de ellos te ayudo a llegar hasta ahí.

  1. Dudarás constantemente si estás en el camino ideal.

  • Y lo cierto es que lo estás, cuando veas al cliente feliz o a tus empleados disfrutando de trabajar ahí sabrás que todas esas noches extra de estrés valen la pena.

La gente habla de los emprendedores como alguien que tiene mucho éxito y es que no ven que en el camino a llegar ahí se tienen altibajos que no muchas veces son exteriorizados, pero al final del día la gente sí tiene razón en algo y es que los emprendedores no se rinden fácil y es por eso que optan crear su propio sendero en lugar de seguir uno ya establecido.

#emprender #fracaso #problema